Thursday, October 13, 2016

Los Sutras de la Tierra Pura I: El Corazón del Buda Amida

El Buda posee un Triple Cuerpo. El Dharmakaya, el Cuerpo del Dharma, es eterno, puro, único; es el universo mismo y todo lo que está en el; es la esencia de la vida, la Verdad misma. Lo posee todo y no carece nada. El Dharmakaya trasciende toda concepción humana.

El Sambhogakaya es la naturaleza del Buda que emerge del Dharmakaya, dado a su compasión y sabiduría, como un espíritu sin forma que se manifiesta con formas y símbolos como el nacimiento y la muerte, hace votos, entrena y revela su nombre para llevar a todos los seres al Despertar. 

La compasión es la Esencia de su cuerpo y el espíritu del Buda busca innumerables formas, medios hábiles y vehículos para instruír a los seres y llevarlos a la emancipación. Como un fuego que una vez encendido no muere hasta su alimento se acaba, la compasión del Buda no cesará hasta que las pasiones se hallan conquistado. 

El Nirmanakaya es el cuerpo que el Buda usa para bajar a los mundos y predicar el Dharma a todos los seres. Es la potencialidad encarnada.
 
El Buda Amida es un Buda que encarna los Tres Cuerpos en Uno. Veamos más sobre el Buda Amida.
 

El Sutra del Buda de la Luz y Vida Infinita (mejor conocido como el Sutra Largo del Buda Amida) nos habla sobre cómo Dharmakhara esuchó una vez un sermón del Buda Lokeshvaraja hace muchos kalpas atrás. A pesar de que era un rey, decidió dejarlo todo, renunciar a su trono, volverse un monje y llamarse Dharmakhara.

El Bodhisattva Dharmakhara vio el dolor y la miseria de los seres y decidió entregarse completamente al Buda para salvar a todos los seres del sufrimiento. En su deseo de llevar a todos los seres al Despertar, le pidió a su maestro que le mostrara todas las Tierras Puras de todos los Budas en todas las direcciones. El Bodhisattva escogió las mejores cualidades de todas y cada una de ellas y estableció 48 votos y juró que de no cumplirse estos votos, no alcanzaría la Iluminación. Tras incontables kalpas practicando el camino del Bodhisattva, el Bodhisattva Dharmakhara se convirtió en el Buda Amida. 

El Buda Amida alcanzó la iluminación incontables kalpas atrás; esto significa que ya todos estamos salvos, solo falta que llegue el momento en que esto se haga realidad. Los votos del Buda Amida trascendieron el espacio y tiempo y aseguraron nuestra Budeidad.

Los Sutras del Buda Amida deben leerse como alegorías y no como leyendas. Amida es el Dharmakaya, quien encarnó como Dharmakhara para aprender el Dharma, se manifiesta el Sambhogakaya como la Tierra Pura y bajó al mundo como Shakyamuni para que tengamos los Sutras para nosotros.

Este Sutra no solo es hermoso e iluminador, sino que revela el corazón del Buda Amida. Este sutra nos muestra la compasión del Buda Amida por todos los seres, incluyendo aquellos que son relegados como incapaces de alcanzar el Despertar, y nos muestra su infinita compasión al emplear todos los medios hábiles a su disposición, irradiando luz a todos los confines del universo, llamando a todos los seres a que alcancen el Despertar. Debemos leer este Sutra como si el mismo hubiese sido predicado exclusivamente para nosotros y hacer todo esfuerzo por descubrir el corazón del Buda en sus líneas, con una corazón y una mente abierta, honesta y receptiva.

1 comment:

  1. Gracias por esta serie de post, estaba buscando información sobre el Budismo de la Tierra Pura.

    ReplyDelete