Bienvenido a la Tierra Pura de la Luz Serena, un recurso sobre las distintas escuelas de Budismo tradicional japonés. Esta página ha sido creada para aclarar dudas sobre el Budismo como religión, filosofía y estilo de vida, con énfasis en la Teología Budista (Budología). La misma aspira a presentar el Budismo balanceadamente entre la academia (estudios budistas) y la devoción, desde el punto de vista de una escuela tradicional de Budismo japonés (Tendai-shu) y las enseñanzas universales del Sutra del Loto.

Wednesday, June 14, 2017

La Vía del Nembutsu: Reflexiones sobre el Budismo Tierra Pura y el Renacimiento Espiritual

El Budismo Tierra Pura surgió en la India, pero se esparció por todo el continente asiático, llegando en las últimas décadas a Europa y las Américas. El mismo ha sido practicado por millones de personas y sigue siendo un camino budista que se renueva, surgiendo nuevas interpretaciones que se ajustan a los tiempos en que vivimos. Sus orígenes se remontan más de 2,500 años a los Sutras predicados por el Buda Shakyamuni durante los cuarenta años de su predicación por la India y desde sus inicios ha sido considerada una enseñana budista ortodoxa por los más grandes filósofos budistas de todos los tiempos como Nagarjuna, Asvaghosa y Vasubandhu.


La tradición budista Tierra Pura puede ser comparada con un gran río, el cual ha estado fluyendo por más de 2,500 años y que ha beneficiado a millones de seres hasta nuestros días. Aquellos que tienen una gran sed espiritual pueden beber de sus aguas y saciarse instantáneamente, pero aquellos que tienen sus corazones llenos de oscuridad e ilusiones cuestionan su procedencia y debaten constántemente sobre sus fuentes.

Los grandes maestros del pasado no aceptaron inmediatamente y sin cuestionamiento la fe en el Buda Amida y su Tierra Pura. Ellos seriamente estudiaron y practicaron diversos métodos de salvación hasta que en contraron la tradición Tierra Pura. Al beber de sus aguas rápidamente encontraron una solución a sus problemas existenciales. Un vez uno bebe del manantial de la Tierra Pura, uno ya no alberga dudas. Aunque no necesariamente encontraron la fuente de este río, aún así recibieron los beneficios de sus aguas y le enseñaron a otros a seguirla.

El camino de la Tierra Pura está abierto a todos los seres ordinarios, tanto a los sabios como a los ignorantes, sin importar su sexo, procedencia, orientación o cualquier otra condición. Para aquellos con inclinaciones avanzadas, el camino de la Tierra Pura provee métodos avanzados y complejos de visualización. Para aquellos más académicos, el Budismo Tierra Purap osee un corpus literario vasto como el océano. Y para aquellos no capaces de realizar postraciones, estudios rigurosos o visualizaciones avanzadas, el camino Tierra Pura provee el camino puro de la fe y la recitación del Nombre del Buda Amida. Todo esto fue previsto por el Buda, quien en su inmensa compasión proveyó diferentes caminos para diferentes seres con diferentes capacidades.

El Budismo Tierra Pura surge dentro del corazón mismo del Budismo Mahayana, pero su tradición abarca tanto la modalidad tradicional como las doctrinas Theravada. El Sutra de la Contemplación provee métodos prescritos para los seguidores de estas enseñanzas. Esto muestra que el Budismo Tierra Pura es útil incluso para los budistas Theravada.

Contrario a lo que muchos piensan, el camino Tierra Pura no es un camino para personas con capacidades inferiores. Grandes Bodhisattvas y filósofos como Nagarjuna, quien desarrolló la escuela Madhyamaka del Camino Medio, así como Vasubandhu, quien desarrolló la escuela Yogachara del Budismo, tomaron refugio en el Buda Amida y promovieron al camino Tierra Pura. Luego en China como en Japón, muchos maestros eminentes como Chih-i, Shantao y Genshin promovieron la meditación, la visualización y el Nembutsu como un medio útil para alcanzar la salvación. Hoy día, grandes y conocidos maestros como Thich Nhat Hahn exponen igualmente el camino Tierra Pura. Si estudiamos la historia del Budismo, vemos que una vez los practicantes alcanzan un alto nivel de meduración espiritual, reconocen la existencia del Buda Amida y su Tierra Pura. 

Queda claro que el camino de la Tierra Pura es un sistema completo de teoría y práctica que trabaja con la Realidad Espiritual. En lo Absoluto, el Buda Amida es el Dharmakaya y su Tierra Pura es el reino del Nirvana o la Verdadera Talidad. Amida a veces es descrito como Sambhogakaya porque es la mejor forma en la cual Amida puede revelarse a los seres sintientes.

Pero hay que reconocer que todo practicante tiene su propia experiencia espiritual. El Nembutsu recitado es el método más conocido pero también existe el Nembutsu meditativo, cada cual siendo practicado por aquellos cuyas naturalezas iguales la necesidad de estos métodos. Sin embargo, si uno realmente comprende el corazón de Amida, uno verá que siempre estamos siendo abrazados por su Luz Compasiva y no requerimos esperarlo al momento de nuestras muertes.

Tuesday, June 6, 2017

El Ojoyoshu: Fundamentos para el Renacimiento en la Tierra Pura de Genshin: El Nembutsu

Genshin (942 - 1077 E.C.), tambien llamado Eshin Zasu, es el autor del famoso tratado Ojoyoshu, "Colección de Fundamentos para Alcanzar el Renacimiento", que ejerció una gran influencia en la imaginación popular en el período Heian y se convirtió en uno de los primeros libros que se imprimirán en Japón. Sus descripciones de los terrores del infierno y las maravillas de la Tierra Pura, destinadas a despertar la aspiración religiosa a la práctica del Nembutsu, sigue siendo un tratado normativo sobre el Budismo Tendai Tierra Pura.

Genshin, como muchos sabios de la tradición de la Tierra Pura japonesa, comenzó era un sacerdote budista Tendai y se dedicó al Nembutsu, la recitación del Nombre del Buda Amida (Namu Amida Butsu), para alcanzar el renacimiento en la Tierra Pura. Tarde en su vida, fundó un pequeño retiro en el Monte Hiei (la localización del monasterio principal de la escuela Tendai) llamado Yokawa, donde enseñó la confianza en el Buda Amida a través del Nembutsu.

El Ōjōyōshū (往生 要 集, “Fundamentos para el Renacimiento en la Tierra Pura”) fue un texto budista medieval influyente compuesto en 985 por el monje budista japonés Genshin. Consistiendo en tres volúmenes de longitud y en prosa kanbun, el texto expone la doctrina Tierra Pura budista, con énfasis en los métodos para lograr el renacimiento en la Tierra Pura del Buda Amida, basándose en textos budistas anteriores, como el Sutra de la Contemplación. Genshin enfatizó las prácticas de visualización, pero igualmente expuso sobre la eficacia de la recitación del Nembutsu. El texto es también conocido por sus descripciones gráficas de los reinos del infierno, y los sufrimientos que se podrían sufrir por los actos perjudiciales cometidos en esta vida. Su influencia se puede ver en las pinturas budistas japoneses y otros textos. El fundador del Budismo Shinshū Jōdo, Shinran, escribió un comentario influyente sobre el Ōjōyōshū titulado "Notas sobre los Fundamentos del Renacimiento", mientras que el fundador del Budismo Jodo Shu, Hōnen, encontró por primera vez las enseñanzas de la Tierra Pura después de estudiar los escritos de Genshin. En 986, una copia del Ōjōyōshū fue enviada a China, donde impresionó a los monjes lo suficiente para llamar a Genshin el "Pequeño Shakyamuni".
A continuación proveo un resumen del Ojoyoshu, enfocándome en las prácticas del Budismo Tierra Pura. 

El Ojoyoshu comienza con una larga sección titulada "Aversión a este mundo impuro", que puede ser chocante para los que lo leen pro primera vez. La descripción de Genshin, de hecho, no comienza con los horrores de este mundo, sino con los diversos infiernos en los que fácilmente podríamos renacer. Los horrores de los múltiples infiernos son evidenciados a través de una descripción del dolor infligido al cuerpo en una larga serie de repeticiones interminables. Las torturas indescriptibles continúan por eones sin descanso y hay una reiteración constante de violencia extrema. En este sentido, el infierno es una ampliación del dolor que se siente en esta vida presente. Esto nos obliga a re-evaluar el mundo actual en términos de un infierno. Sólo hay un Redentor para nuestra condición humana: la salvación sólo es posible a través de la luz redentora del Buda Amida y a través de nuestro renacimiento en la Tierra Pura. 

El segundo capítulo del Ojoyoshu describe los placeres y beneficios de la Tierra Pura.  La Tierra Pura es descrita como una especie de éxtasis de luz y joyas, donde todos los deseos son instantáneamente cumplidos.

Algunos académicos  sugieren que puede decir que la importancia de Ojoyoshu radica en la forma en que marca el verdadero comienzo de la difusión del Budismo en Japón más allá de la Sangha. No es que los aristócratas no hubieran sido conscientes del Budismo: lejos de ello. Pero el Budismo había sido introducido desde muy arriba y estuvo durante mucho tiempo dependiente del patrocinio y ritual del Estado, secuestrado para el uso exclusivo de los monjes. 

El verdadero corazón de Ojoyoshu se encuentra en los capítulos prácticos que se enfocan en las prácticas para alcanzar el renacimiento en la Tierra Pura del Buda Amida (Nenbutsu) y la forma de asegurar la mejor forma de renacimiento posible. El capítulo cuatro trata de las cinco "puertas" o métodos: (1) la Veneración (reihaimon), que es poco más que un acto de sincera devoción realizado delante de una imagen de Amida; (2) la Alabanza (santanmon), que implica cantar himnos y canciones de alabanza; (3) los Votos (saganmon), que es despertar el Bodhicitta, el deseo de alcanzar la Iluminación, sin la cual el proceso realmente no puede comenzar; y la (4) la Visualización (kansatsumon). Es aquí donde Genshin nos proporciona instrucciones detalladas sobre cómo practicar la atención plena, interpretada como un acto de contemplación bajo l;as interpretaciones de Chih-i y su tratado Makashikan (Mo-hochih-kuan). Primero, se visualizan las marcas distintivas del Buda y luego uno procede a visualizar al Buda Amida sentado en el trono de loto, inundando el universo con su luz. Para aquellos que no pueden llegar a esta etapa, Genshin introduce una serie de visualizaciones más simples; visualizar el Usriisa o marca en la frente del Buda, por ejemplo. Finalmente, para aquellos que no pueden realizar cualquier forma de visualización, existe la actividad de "Invocar y tener en cuenta" (concentrarse) en el Buda Amida. Este es el Nenbutsu.

El uso del término Nenbutsu en el Ojoyoshu no es enteramente consistente: a veces el contexto exige que signifique todas las actividades de cuerpo y mente dedicados al Buda Amida; a veces parece reducido a la simple entonación de "Namu Amida Butsu". Genshin vio claramente esta última técnica como último recurso para aquellos que eran incapaces de realizar algo más. La última puerta (5) es la Transferencia del Mérito (ekomon), cuando cualesquiera que sean los méritos de estas prácticas, son dedicadas al renacimiento de todos los seres sintientes en lugar de restringirse a uno mismo. 

El capítulo cinco describe varias maneras prácticas en las cuales la contemplación debe ser practicada. Hay siete subtítulos con muchas citas. Los temas cubiertos incluyen la elección del lugar para las devociones, la frecuencia con la que se debe practicar, la seriedad con la que se debe abordar el ejercicio, cómo combatir la pereza y cómo practicar el arrepentimiento. Los textos fuente citados aquí son una mezcla de textos de la Tierra Pura y el Mo-ho chih-kuan.

El capítulo seis se subdivide en (a) sesiones de meditación intensiva que podrían tomar desde un día a noventa días de duración, y (b) meditaciones y exhortaciones para cuando alguien está muriendo. Su práctica en el momento de la muerte se basa en el Voto Primal del Buda Amida (Voto 19) y su fórmula sigue las sugerencias del Sutra de la Visualización. El resto de los capítulos se ocupan de otros elementos menos importantes, como los beneficios del Nembutsu, prácticas auxiliares (como realizar postraciones, seguir los Preceptos, recitar el Mantra de la Luz -Komyoshingon, y realizar buenas acciones, etc.), y preguntas y respuestas.

Meditaciones sobre los 25 [Estados de Existencia] en el Ryogon-in: Genshin y la Sociedad del Samadhi de los 25


"Meditaciones sobre los Veinticinco [Estados de Existencia] en el Ryogon-in”, es un escrito o voto firmado por los veinticinco miembros fundadores de la Sociedad del Samadhi de los 25 (Ryogon, en mjugo zanmai konpon kesshu mjugonin renjo hotsu-ganmon). El Ryogon-in 楞嚴 院 se refiere al Shuryogon-in 首 楞嚴 院, un edificio en el sector Yokawa 横de Hieizan que comenzó su vida como un pequeño repositorio de Sutras, pero fue reconstruido en 848 por Ennin (794-864), quien decidió desarrollar el sector de Yokawa como un centro religioso después de su regreso de China. En este templo el monje jefe era un hombre llamado Genshin 源信 (942-1017), el máximo sistematizador de las enseñanzas y prácticas Tierra Pura de la escuela Tendai del Budismo japonés. Las "Meditaciones sobre los Veinticinco Estados de la Existencia" se refieren a veinticinco estados meditativos diferentes (Samadhi) en los cuales uno estaba obligado a superar los obstáculos presentados por los veinticinco estados de existencia. 

Los veinticinco estados comprenden catorce estados en el reino del deseo (el infierno, los espíritus hambrientos, los animales, los anti-dioses, los cuatro continentes donde habitan los humanos y los seis cielos), los siete estados en el reino de la forma pura (siete cielos superiores) y los cuatro estados en el reino de la no-forma (los cuatro cielos más altos). El número 25 también representa los 25 monjes que hicieron el voto y que formaron la Sociedad del Samadhi de los 25. El objeto del voto de 986 era comprometer a los signatarios a enviar un Zenchishiki o “amigo virtuoso”. El objetivo de sus reuniones era obligarse a practicar la atención en el Buda Amida para que en el momento de la muerte cada miembro pudiera concentrarse lo suficiente para cumplir los "diez momentos de pensamiento" requeridos para lograr el renacimiento en la Tierra Pura. 

Richard Bowring, en su artículo "Preparing for the Pure Land in Late Tenth-Century Japan", nos da una idea junto con una traducción de muchos pasajes de Genshin y la Sociedad de los 25. Aquí presento una breve traducción del voto de los 25. Todo error es completamente mío.

 
Meditaciones sobre el Samadhi de los Veinticinco 

Los tres mundos están todos caracterizados por el sufrimiento, y los cinco elementos constitutivos de la existencia están todos caracterizados por la impermanencia. Sufrimiento e impermanencia - ¿quién no los aborrece? Y sin embargo, nacimos y morimos desde el principio hasta el fin de los tiempos y todavía somos incapaces de despertar el deseo de alcanzar la Iluminación (bodhicitta), y todavía somos incapaces de escapar de los caminos de la adversidad. Qué triste es esto. ¿Cuándo podremos plantar raíces firmes en el camino hacia la liberación? 

Ahora consideremos lo que dice en el Sutra sobre la Visualización del Buda de la Vida Infinita: 

“O hay seres conscientes que cometen los cinco pecados atroces y los diez actos malvados, cometiendo toda clase de malas acciones. Seres insensatos como éstos, por su mal karma, inevitablemente caerán en los caminos adversos, donde se quedarán por muchos kalpas y sufrirán sin límite. Pero si, al final de su vida, alguien [tiene la suerte de] conocer a un "amigo virtuoso" (zenchishiki), ese amigo puede traer paz y consuelo, exponer las maravillas del Dharma por su bien, y enseñarle a ser consciente del Buda Amida. Y si ese ser está demasiado cargado de sufrimiento para poder ser consciente del Buda, el "amigo virtuoso" debería decirle: ‘Si tú eres incapaz de concentrarte, entonces [sólo] invoca el nombre del Buda de la Vida Infinita’. Si de esta manera él recita constantemente en completa sinceridad aunque sea por diez momentos de pensamiento, recitando ‘Rindo homenaje al Buda’, si él llama el nombre del Buda con atención constante, escapará a los pecados del nacimiento y renacimiento de ocho mil millones de kalpas; y cuando muera, verá aparecer ante él una flor de loto de oro brillante como la esfera del sol, y en el espacio de un solo pensamiento, él nacerá instantáneamente en el paraíso de la Tierra Pura”.  

Este pasaje es prueba suficiente de lo que nos espera. Hemos debatido entre nosotros y ahora hacemos el siguiente voto: 

Ahora nos comprometemos a convertirnos en "amigos virtuosos" (zenchishiki) el uno para el otro para que en el último momento de nuestras vidas podamos ayudarnos mutuamente a ser conscientes del Buda Amida. Por la presente proclamamos que nuestro número será de veinticinco. 

Si uno de nosotros cae enfermo, por el poder de nuestro voto de unirnos, ignoraremos si el día es auspicioso o no favorable, e iremos a donde quiera que esté, y le preguntaremos y lo alentaremos a concentrarse. Y si sucede que alcanza el renacimiento en el paraíso, a través del poder de su propio voto y a través del poder de los Budas y dioses, debe indicar como tal al compañero, ya sea a través de un sueño o cuando esté despierto. Y si sucede que él ha caído [hacia atrás] en caminos adversos, esto también debe indicar. Y la confraternidad de vez en cuando con la misma intención llevará a cabo conjuntamente aquellas prácticas que ayudarán a conducirnos a la Tierra Pura. En particular, todos los meses en la tarde del decimoquinto día practicaremos la meditación (Samadhi) de ser conscientes del Buda. 

Rezaremos para que podamos alcanzar los diez momentos de pensamiento antes de la muerte. Cada vida tiene su límite. ¿Cómo podemos confiar en esta vida, que es tan transitoria como el rocío en la hierba? El éxito y el fracaso en esta vida son inciertos. Por ello, esforcémonos por la diligencia y no caigamos en hábitos laxos.

Monday, June 5, 2017

San Mida Butsuge: El Himno de Adoración al Buda Amida de Tán Luan


Gāthā en Alabanza al Buda Amida

San Amida Butsuge
Por el Maestro T'an Luan (Donran 476-542)

1.
Desde que Amida se convirtió en un Buda
Hasta el presente, diez kalpas han transcurrido;
La Luz del Cuerpo del Dharma sin límites
Brillando incesantemente, iluminando la oscuridad del mundo.

2.
Inmensurable es la Luz de la Sabiduría;
Así que el Buda se llama "Luz Inmensurable".
Todos los seres limitados son bendecidos por la Luz.
Por lo tanto, inclino mi cabeza hacia el Verdaderamente Luminoso.

3.
Infinita es la Rueda de Luz de la Liberación:
Así que el Buda se llama "Luz Ilimitada".
Aquellos que son tocados por la Luz se liberan del ser y del no ser.
Por lo tanto, inclino mi cabeza hacia la Igualdad de la Iluminación.

4.
La Nube de Luz no tiene obstáculos como el espacio abierto;
Así que el Buda se llama "Luz sin obstáculos".
Todos los que tienen obstáculos son bendecidos por la Luz.
Por lo tanto, me postro y adoro al Inconcebible.

5.
Inigualable es la Luz de la Pureza;
Así que el Buda se llama "Luz Inigualable".
Aquellos que se encuentran con la Luz están libres de los enlaces kármicos.
Por lo tanto, me inclino ante el último recurso.

6.
Con la máxima brillantez brilla la Luz del Buda;
Así que el Buda se llama "Luz Flamenante y Magéstica".
La oscuridad de los tres reinos recibe la bendición de la Luz.
Por lo tanto, me postro y adoro al Merecedor de Ofrendas.

7.
Brillante es la luz Bodhi, con sus colores superiores;
Así que el Buda se llama "Luz de Pureza".
Una vez brilla, la inmundicia del pecado es eliminada, y todos son salvados.
Por lo tanto, me postro y lo adoro.

8.
La Luz Misericordiosa brilla extensamente, dando paz a los seres;
Así que el Buda se llama "Luz de la Alegría".
Dondequiera que llegue la Luz, surge la alegría del Dharma.
Me postro y adoro al Gran Consolador.

9.
La Luz del Buda desgarra la ignorancia;
Así que el Buda se llama "Luz de Sabiduría".
Todos los Budas y los sabios de los Tres Vehículos lo alaban juntos.
Por lo tanto, me inclino ante el Iluminado.

10.
En todo momento la Luz brilla universalmente;
Así que el Buda es llamado "Luz Incesante".
Al oír el Poder de la Luz, con el pensamiento ininterrumpido,
Todos alcanzan el nacimiento.
Por lo tanto, me postro y lo adoro.

11.
Su Luz no puede ser medida, excepto por los Budas.
Por lo tanto, el Buda se llama "Luz Difícil de concebir".
Los Budas en las diez direcciones admiran nuestro Nacimiento y alaban Su Virtud.
Por lo tanto, me inclino reverentemente a Él.

12.
La majestuosa Luz, que no tiene forma, no puede ser nombrada;
Así que el Buda se llama "Luz Inefable".
Por la causa de la Luz se hizo un Buda,
Cuya Luz resplandeciente es alabada por los Budas.
Por lo tanto, me postro y lo adoro.

13.
La Luz brilla más brillante que el sol y la luna;
Así que el Buda se llama "Sol y Luna de Luz Excelsiva".
Incluso las alabanzas de Sakya Buda no son exhaustivas.
Por lo tanto, me inclino en reverencia hacia el sin igual.

14.
La asamblea de los oyentes en el primer sermón del Buda Amida
Constaba de numerosos Śrāvakas y Bodhisattvas;
Incluso aquellos con conocimiento y destreza supernales
No pueden contar el número.
Por eso me inclino reverentemente al Gran Ensamblaje.

15.
Innumerables grandes seres en la tierra de la dicha
Alcanzarán el lugar del Buda después de una vida más,
Salvo aquellos cuyo gran voto original
Busca entregar seres universalmente.

16.
Los Śrāvakas en la Tierra de la Paz y Dicha tienen halos,
Una braza larga, como una estrella que cae.Los halos de los Bodhisattvas son cuatro mil li de largos
Como la luna llena en otoño reflejada en el oro púrpura.
Recogen la tienda del Dharma del Buda por el bien de los seres.
Por lo tanto, me postro y adoro el Mar de la Gran Mente.

17.
Avalokiteśvara y Mahāsthāmaprāpta,
Los primeros y más importantes de los seres sagrados,
Iluminan el gran chiliocosmo con su luz compasiva,
Asistiendo majestuosamente a la derecha e izquierda del Buda.
No descansan en salvar a los que están relacionados,
Como la marea del océano que fluye y fluye en el momento adecuado.
Para ellos, la Gran Compasión y el Poder Alcanzado,
Me postro y me inclino con una sola mente.

18.
Los seres sintientes nacidos en la Tierra de la Paz y la Bienaventuranza
Todos poseen las treinta y dos características;
Se excluyen los nacidos en los mundos de cinco impurezas,
Manifestándose como el Gran Sabio.
Quien nazca en la Tierra de la Paz y la BienaventuranzaGana grandes beneficios.
Por lo tanto, con la mente sincera, me arrodillo y me inclino ante Él.

19.
Los Bodhisattvas en la Tierra de la Paz y la Bienaventuranza,
A través del poder del Buda,Irán a las Tierras de Buda en las diez direcciones y regresarán
Antes de la comida de la mañana.
En las Tierras Buda más allá del cálculo, adoran,
Reverencian y dan ofrendas a los Tathagatas.
Su poder divino, libremente empleado, es insondable.
Por lo tanto, me postro y adoro al Honorable.

20.
Los Śrāvakas y Bodhisattvas en la Tierra de la Dicha
Y los seres y los devas también sobresalen en sabiduría.
Sus marcas físicas y adornos no son diferentes.
Estos nombres se dan simplemente como en otros mundos.

21.
Sus figuras, serenas y señoriales, son incomparables.
A diferencia de los hombres y los devas son sus formas exquisitas;
Ellos son el cuerpo del vacío y la infinitud.
Por lo tanto, me postro y adoro el Poder de la Igualdad.

22.
Aquellos que han alcanzado el Nacimiento en la Tierra de Paz y Bienaventuranza
Todos habitarán en el Estado Justamente Establecido.
Los seres de estados indebidamente establecidos e indeterminadosNo moran en esa Tierra.
Todos los Budas la alaban. Por lo tanto, me postro y lo adoro.

23.
Si uno oye el virtuoso Nombre del Buda Amida,
Se regocija en la fe y encuentra alegría en lo que oye,
Pensando en Él, incluso una vez con la mente sincera,
Transfiriendo sus méritos y deseando el nacimiento alcanza el renacimiento.
Excepto aquellos con cinco pecados mortales y los abusadores del Dharma.
Por lo tanto, me postro en la adoración y deseo renacer.

24.
Los Bodhisattvas y Śrāvakas en la Tierra de la Dicha
No tienen igual en este mundo.
Todo esto se debió al Poder del Voto de Dharmakāra.
Me postro y adoro al Gran Poder de la Mente.

25.
El sabio Sakyan,
Con gran elocuencia sin obstáculos,
Puede mostrar sólo un poco por medio de metáforas.
Por lo tanto, me inclino ante el Buda Inefable.

26.
Los Bodhisattvas de las Tierras de Buda de las diez direcciones
Y los Bhikkhus que nacen en la Tierra de la Paz y de la Dicha,
Son inconmensurables, innumerables e incontables en número.
Aquellos Nacidos en el pasado, presente y futuro son los mismos.

27.
Si uno oye el virtuoso Nombre del Buda Amida,
Y su mente se refugia en El con gozo y adoración,
Él gana, incluso con un pensamiento, el gran beneficio,
Y está dotado con el tesoro del mérito.

28.
Sea que un fuego se extienda por todo el gran chiliocosmo,
Uno debe pasar directamente a través de él para escuchar el Nombre del Buda.
El que escucha a Amida no se apartará del Camino.
Por lo tanto, con la mente sincera me inclino y lo adoro.

29.
Amida, el del poder maravilloso ilimitado
Es alabado por inconmensurables Budas en las diez direcciones;
Desde las tierras orientales del Buda, tanto como las arenas del Ganges,
Numerosos Bodhisattvas van a visitarlo.

30.
Las nueve direcciones restantes son las mismos.
Śākyamuni, el Tathagata, elogia en un gatha
Sus inconmensurables virtudes.
Por lo tanto, me postro y lo adoro.

31.
Bodhisattvas inmensurable que han venido a
Reverenciar y adorarle para plantar la raíz de las virtudes
Algunos adoran al Buda tocando música y cantando gāthās,
Algunos cantan gāthās sobre la Sabiduría del BudaQue ilumina al mundo.
Por lo tanto, me postro y adoro al Bhāgavat.

32.
Cuando el Bhāgavat, el Santo Señor, predica el Dharma,
Como las nubes, la multitud se reúne en el salón de siete joyas.
Por lo tanto, vuelvo mi pensamiento hacia el Salón y lo adoro.
El árbol Bodhi tiene cuatro millones de li de alturaY cincuenta yojanas en circunferencia.
Por lo tanto, me postro y adoro el árbol Bodhi.

33.
La tierra exquisita es vasta y más allá de la medida:
Está hecha de siete joyas naturales.
Ha surgido de la gloria del Voto Original del Buda.
Me inclino en adoración al Puro y Magnánimo.

34.
Excelente y sin igual es el esplendor del mundo;Confort y facilidad prevalecen, sin cambios estacionales.Su poder para beneficiarse a sí mismo y a los demás es perfeccionado.Me refugio en los adornos ingeniosos de la conveniencia.Me inclino ante el Inconcebible Sabio.

35.
¡El Poder Divino y el Voto Original!
El Voto Perfecto, Claro, Firme y Cumplido.
Indescriptible es en Sus Medios Compasivos.Y
o reverencio y me refugio en el Verdaderamente Inefable.

36.
Los sonidos de los árboles enjoyados, igualmente,
Son mil veces excelentes;
Una vez más, fluye música natural de delicadeza,
Serena a los sonidos del Dharma y agradable a la mente;
Insuperable en las diez direccioness son el pathos, la gracia,Elegancia y resonancia.
Por lo tanto, me inclino a adorar la música pura y serena.

37.
El mundo abunda en árboles y bosques de siete joyas;
Sus radianzas son claras y brillantes, cada una reflejando la otra;
Las flores, las frutas, las ramas y las hojas se reflejan entre sí.
Me inclino ante el Almacén de Mérito del Voto Original.

38.
Cuando la brisa pura mueve los árboles enjoyados de vez en cuando,
Se producen cinco notas, cada una armonizando con la otra.
La música elegante y exquisita es naturalmente tocada.
Por lo tanto, me postro y adoro a la Pura, Meritoria.

39.
Las diversas flores de loto enjoyadas abundan en ese mundo;
Cada flor tiene cien mil kotis de pétalos.
Inmensurables son los matices de los rayos de la flor;
Vermilion, púrpura, rojo, y verde, vario combinado,
Hacen cinco colores,
Luminosos y brillantes como los rayos del sol.
Los rayos que emanan de cada flor
Son treinta y seiscientos mil kotis en número.

40.
En cada rayo habita un Buda;
Los Buddhas igualan el número de los rayos producidos.
Los signos y marcas de sus cuerpos
Son como una montaña dorada.

41.
Cada edificio tiene un estanque de baño,
Simétrico en forma;
El agua de los ocho méritos llena el estanque,
Excelente en color, sabor y fragancia, como néctar.
Difícil de concebir es la recompensa subordinada sin mancha.
Por lo tanto, me inclino en adoración al Tesoro de las Virtudes.

42.
Los nombres del sufrimiento en los Tres Reinos ya no existen;
Sólo hay sonidos agradables de naturalidad;
Por lo tanto, la Tierra se llama 'Paz y Felicidad'.
Me postro y adoro al Honorable Último.

43.
Sabios infinitos de los tres períodos en los diez trimestres,
Todos por montar el Vehículo de la Unidad, alcanzan la iluminación.
Su doble sabiduría es perfecta y su Bodhi igual.
Los actos de salvación según las condiciones son numerosos.

44.
Mi refugio en la Tierra Pura de Amida
Igual que en todas las tierras de los Budas.
Alabo y adoro al Buda con una sola mente;
Que mi alabanza se extienda a otras Tierras
En las diez direcciones.
Estos innumerables Budas en losas diez direcciones
Yo, prosternándome, adoro con la mente sincera.

45.

Quienquiera que oiga el nombre virtuoso del Buda Amida,
Se regocija en Fe y encuentra alegría en lo que oye,
En adoración a la Luz Inconcebible
Sinceramente me refugio en Él y me inclino en culto.

46.
Alabo la misericordia del Buda y su sonido virtuoso.
¡Que los seres sensibles de las diez direcciones lo oigan!