Bienvenido a la Tierra Pura de la Luz Serena, un recurso sobre el Verdadero Budismo (一乘佛教), y sus posteriores ramificaciones, a la luz de las Enseñanzas Perfectas y Completas (圓教). Aquí presentamos el Budismo como religión, filosofía y estilo de vida, con énfasis en la Teología Budista (Budología), aspirando a presentar el Budismo balanceadamente entre la academia (estudios budistas) y la devoción, desde el punto de vista de una escuela tradicional de Budismo japonés (Tendai-shu 天台宗) y las enseñanzas universales del Sutra del Loto (法華経).


Saturday, March 26, 2022

El Buda es Vida Eterna: Ciclo de Lecturas sobre el Sutra del Nirvana - Capítulo 6 - Las Virtudes del Nombre

 Hoy, continuamos nuestro nuevo Ciclo de Lecturas sobre el Sutra del Nirvana, el último sermón dado por el Buda Shakyamuni en el mundo. El mismo es sumamente importante para el Budismo Mahayana, ya que fue parte de sus Enseñanzas Perfectas y Completas, donde reveló la totalidad de la Verdad de su Despertar, confirma sus enseñanzas superiores dadas en el Sutra del Loto, y contiene tres enseñanzas importantes: (1) el Buda es vida eterna - lo que llamamos "Budas" son manifestaciones de la Realidad Ultima, el Dharmakaya, el cual se manifiesta en los mundos para revelar el Dharma y salvar a todos los seres sintientes del sufrimiento, y llevarlos al Nirvana: la Unidad; (2) dado a que todos somos una expresión de la Unidad, de la Realidad Ultima, cuando descubrimos y accesamos a la Unidad Fundamental, por medio de nuestra Naturaleza Búdica, accesamos a nuestro Verdadero Ser (Atman), y esa Naturaleza Búdica es uno con el Buda Eterno; y (3) la meta final del Budismo es alcanzar el Despertar para  continuar la labor salvífica del Bodhisattva en el mundo, no alcanzar el Nirvana, pues el Nirvana, lejos de ser una meta final, es un estado mental al cual todos los seres pueden accesar por medio de su Despertar. Por ello, no hay una "extinción final", sino que todos somos una manifestación de la Vida Eterna del Cosmos. Con todo esto, el Sutra del Nirvana explica la verdadera naturaleza del Buda y de la Realidad, nuestra unidad con la misma, y la verdadera naturaleza del Nirvana.

En este estudio, presentaremos semanalmente una traducción al español de extractos importantes de cada capítulo del Sutra, con un comentario (exégesis) que dilucida sus enseñanzas, sus implicaciones, y cómo podemos aplicarlas en nuestra vida diaria. Esta es la primera vez que se comenta el Sutra del Nirvana y se presenta el mismo en español en el mundo. Espero que el mismo sea del agrado de todos los budistas en el mundo hispano.

Capítulo 6 - Las Virtudes del Nombre

El Sutra del Nirvana, como recordaremos, es el testamento final del Buda en el mundo. El mismo representa la culminación de la cúspide del pensamiento religioso budista, el cual tuvo su más alta revelación en el sermón anterior dado por el Buda, el Sutra del Loto. El Sutra del Nirvana, entonces, aclara dudas sobre la doctrina budista, sobre todo, de verdades reveladas en el Sutra del Loto. El carácter especial del Sutra es revelado en su título en sánscrito: "Mahayana Mahaparinirvana Sutra", o Sutra Mahayana del Gran Parinirvana. El capítulo seis del Sutra. titulado "Las Virtudes del Nombre", presentan al mismo Buda definiendo el verdadero significado y las virtudes del nombre del Sutra. Este es un capítulo bien corto, pero interesante, que continua la tradición Mahayana de explicar las virtudes y los poderes de los sermones dados por el Buda, porque si bien el Buda ya no se encuentra con nosotros - y sus sermones fueron pronunciados hace miles de años - sus vibraciones, como ondas que reverberan sobre la superficie del planeta, continuan teniendo efectos positivos por el mundo.

"Entonces el Tathagata le habló de nuevo a Kasyapa: "¡Oh, buen hombre! Ahora debes defender todas las palabras, capítulos, cláusulas y todas las virtudes de este Sutra. Cualquier buen hombre o mujer que escuche el nombre de este Sutra nunca nacerá en los cuatro reinos (del Infierno, Espíritus Hambrientos, Animales y Asuras). ¿Por qué no? Ahora les explicaré todas las virtudes de este Sutra y todo lo que practican innumerables Budas ilimitados".

En estas líneas, el mismo Buda explica que quien tan siquiera escuche el nombre del Sutra del Nirvana no nacerá en los Cuatro Reinos Malvados de los Infiernos, la Hambruna, la Animalidad y los Asuras. Esto es porque, usualmente, cuando escuchamos el nombre de un Sutra, despierta en nosotros el interés de escucharlo, leerlo y estudiarlo. Esto es porque todos los Sutras, los sermones del Buda, fueron predicados para todos y cada uno de nosotros; para llevarnos a todos a la Otra Orilla del Despertar. Es como cuando andamos perdidos en medio del océano y de momento escuchamos que alguien dice nuestro nombre. En esos momentos, somos salvos. Ya no tenemos que volver a renacer en los malos reinos, y nuestro destino es la Budeidad.

"Entonces, Kasyapa le dijo al Buda: "¡Oh, Honrado por el Mundo! ¿Cómo debe llamarse este Sutra? ¿Cómo deben los Bodhisattva-Mahasattvas mantener este Sutra?"

Usualmente, los mismos Sutras nos dicen su nombre, y el por qué el Buda decidió nombrarlo como tal.

"El Buda le dijo a Kasyapa: "El nombre de este Sutra es Mahaparinirvana. La palabra más importante se refiere a bueno, bueno también en el medio, y es bueno en su final también. El significado (de este Sutra) es extremadamente profundo, y lo que está escrito en él es bueno. La pureza de su disposición es perfecta, su acción es pura, y su casa de tesoros adamantina es totalmente satisfactoria. Escuchen bien, escuchen bien, ahora hablaré. ¡Buen hombre! La palabra 'maha' indica 'eterno'. Esto es como todos los grandes ríos que desembocan en el gran océano. Lo mismo con este Sutra. Destruye todos los lazos de ilusión y todas las cualidades de Mara y luego el cuerpo y la vida drena en el Mahaparinirvana. Por eso decimos Mahaparinirvana. ¡Oh, buen hombre! Esto es como un médico que tiene un tratamiento secreto que abarca todos los tratamientos médicos para la enfermedad. ¡Oh, buen hombre! Es lo mismo con el Tathagata. Todas las doctrinas maravillosas enseñadas y todas las profundidades secretas encuentran su camino hacia este Mahaparinirvana. Por eso decimos Mahaparinirvana. ¡Oh buen hombre! Es como un granjero que siembra semillas en primavera. Él recibe un raro deseo. Cuando ha terminado la cosecha, todo su anhelo ha terminado. ¡Oh buen hombre! Lo mismo ocurre con todos los seres. Si estudiamos otros Sutras, siempre deseamos hermosos gustos. Cuando una vez se escucha este Mahaparinirvana, (sin embargo), uno deja de codiciar los gustos hermosos mencionados en otros Sutras. Este Sutra del Gran Nirvana permite a todos los seres cruzar el mar de todas las existencias. ¡Oh buen hombre! De todas las huellas, la del elefante es la mejor. Lo mismo con este Sutra. De todos los Samadhis de los Sutras, el de este Sutra es el mejor. ¡Oh buen hombre! De todos los retoños del campo, lo que se hace en otoño es lo mejor. Lo mismo con este Sutra. Es el mejor de todos los Sutras. Es como el sarpirmanda, que es el mejor de todos los medicamentos. Cura a fondo las preocupaciones febriles y las mentes enloquecidas de los seres. Este Sutra del Gran Nirvana es el más importante de todos. ¡Oh buen hombre! Es como la mantequilla dulce que contiene los ocho sabores. Lo mismo se aplica a este Sutra. Contiene los ocho gustos. ¿Cuáles son los ocho? Estos son: 1) es eterno, 2) siempre existe, 3) es pacífico, 4) es puro y fresco, 5) no envejece, 6) no muere, 7) es indoloro, 8) es agradable y feliz."

Aquí, en estas líneas, el Buda esconde muchos significados y enseñanzas. Es por ello que llama al Sutra del Nirvana, el Sutra que contiene "doctrinas maravillosas enseñadas y todas las profundidades secretas", y la "casa de tesoros adamantina". En el contexto del nombre del Sutra del Nirvana, "Maha" de "Mahanirvana", significa "Eterno". Esto quiere decir que podemos traducir el Sutra como el "Sutra del Eterno Nirvana". Al igual que menciona el Buda, esto es porque, así como los ríos tuvieron un comienzo dentro de una montaña, y su agua brota poco a poco del centro mismo de la Tierra, y se ensancha en su ribera mientras continua su camino hacia el mar, de igual forma, el Dharma del Buda se encuentra en su totalidad en el Sutra Avatamsaka, el primer sermón que dió el Buda en el mundo, desde la esfera del Dharmakaya en la Budeidad en el momento de su Despertar, y para que pudiéramos beber de su agua y saciar nuestra sed de espiritualidad y salvación, el Buda Eterno, el Dharmakaya, hizo que brotara poco a poco por la boca santa del Buda Shakyamuni como los Sutras Agama, y se fuera ensanchando, poco a poco, con los Sutras Mahayana preparatorios y los Sutras de la Perfección de la Sabiduría, hasta que estuviéramos listos, y pudiera darnos la totalidad de su manantial en el Sutra del Loto. Pero en última instancia, todos sus sermones desembocarían en el mar del Sutra del Nirvana. Este es el mismo patrón seguido por todos los Budas en las diez direcciones del Cosmos. Es por ello que es llamado "Maha", que significa "Extenso" y "Eterno". Este fue el Plan Dhármico del Buda en el mundo, y su Dharma es el mismo en todo el universo.

Cada gota del río del Dharma posee innumerables e infinitos significados. Cada sorbo de las enseñanzas del Buda sacian las innnumerables enfermedades y curan todos los delirios e ilusiones de la humanidad. Es por ello que, si bien los Sutras anteriores al Sutra del Loto eran preparatorias, incompletos e imperfectos, aun así, son diferentes medicinas diseñadas para las diferentes capacidades, naturalezas y necesidades de los seres sintientes. Esto es porque, si bien todos nos encontramos en el mismo camino, todos estamos en diferentes momentos de nuestras vidas, en diferentes niveles de desarrollo espiritual, y no todos tenemos la capacidad, la virtud, el mérito - y de hecho, ni el interés ni la disposición - de alcanzar la meta final de nuestro Despertar. 

Una vez escuchamos, leemos y estudiamos a fondo el Sutra del Loto y el Sutra del Nirvana, podemos comprender realmente el verdadero propósito de la aparición del Buda en el mundo, su mensaje y su legado. Es entonces que podemos comprender realmente el resto de sus enseñanzas y ponerlas en práctica. Es de este Sutra que el Gran Maestro Chih-i saca la doctrina de los Cinco Periodos, mencionada arriba (Avatamsaka o Kegon, Agama-Hinayana o Hogo, Mahayana o Hodo, y del Loto y Nirvana (Hokke-Nehan), y las Ocho Enseñanzas. Esto es explicado en su obra "El Significado Profundo del Sutra del Loto" y es una de las enseñanzas principales de la escuela Tendai. Las Ocho Enseñanzas se dividen en dos grupos: (1) las Cuatro Enseñanzas Doctrinales, y (2) las Cuatro Enseñanzas del Método. La primera es una división por contenido, y la segunda, por método de enseñanza. 

Las Cuatro Enseñanzas Doctrinales son: (1) Tripitaka, que corresponde a las enseñanzas Hinayana, se llama así porque consta de las tres divisiones del canon (Tripitaka) de Sutras (las enseñanzas del Buda), Vinaya (las reglas de la disciplina monástica) y Abhidharma (comentarios y tratados). Las mismas revelan la causa de la transmigración en el Samsara e instan a uno a liberarse del mismo, poniendo como meta el estado del Nirvana, en el que se extinguen todos los deseos. (2) Mahayana Preparatorio o Provisional, que se llama así porque forma un vínculo entre la Enseñanza del Tripitaka y la Enseñanza Específica. Al igual que la enseñanza del Tripitaka, la enseñanza Mahayana Preparatoria se ocupa de deshacerse del apego a los deseos y las nociones ilusorias o mal concebidas del mundo y de uno mismo. Las enseñanzas de esta categoría niegan la visión de la enseñanza del Tripitaka de que todas las cosas, cuando se analizan, demuestran no tener sustancia, sino que enseñan la visión de que todas las cosas surgen de la Originación Interdependiente. (3) Enseñanza Específica, o un nivel superior del Mahayana Provisional, que se llama así porque fue expuesta específicamente para los Bodhisattvas. Las enseñanzas de esta categoría establecen una larga serie de prácticas austeras que abarcan muchos kalpas, que los Bodhisattvas deben llevar a cabo para alcanzar la Budeidad, y se centran sobre la doctrina de la Vacuidad (Sunyata). (4) Enseñanza Perfecta, que expone la relación mutuamente inclusiva de la Realidad Ultima. La Vacuidad ya no implica la ausencia de la realidad convencional, sino que es infinitamente productivo, aunque de determinaciones meramente convencionales. Doctrinas como el Nirvana y la liberación del Samsara son reveladas como medios hábiles para ayudarnos en la práctica. Esta es la enseñanza verdadera, el Dharma Eterno del Buda, sin recurrir a medios hábiles, ni verdaderas incompletas ni a medias. Es por ello que se llaman Enseñanzas Perfectas y Completas. Según el sistema Tendai, el Tripitaka, el Mahayana Provisional y las Enseñanzas Específicas son medios que conducen a la Enseñanza Perfecta, que las unifica y las armoniza.

Las Cuatro Enseñanzas del Método es una clasificación de las enseñanzas en términos de la forma en que Buda las enseñó. Estas son (1) Enseñanza Repentina, o aquellas enseñanzas que el Buda Shakyamuni expuso directamente desde su propia Iluminación sin dar a sus discípulos conocimientos preparatorios. Esta categoría corresponde al Sutra Avatamsaka, considerado tradicionalmente como la primera enseñanza que expuso después de su Despertar en Buddhagayā. (2) Enseñanza Gradual, o aquellas enseñanzas expuestas para elevar gradualmente las capacidades de las personas hacia la comprensión de doctrinas superiores. La enseñanza gradual corresponde a la Sutras de los períodos Āgama, Mahayana, y de la Perfección de la Sabiduría.(3) Enseñanza Secreta, o aquellas enseñanzas que los oyentes entienden de manera diferente según sus respectivas capacidades y de las cuales cada uno recibe un beneficio diferente sin ser consciente de la diferencia. (4) Enseñanza Indeterminada, o aquellas enseñanzas que los oyentes entienden y aprovechan de manera diferente pero son conscientes de la diferencia. Las tres primeras son categorías de medios hábiles donde el Buda expone el Dharma de acuerdo con las mentes de los demás. Son el recurso a las upayas, la guía individual y la guía terapéutica. La última categoría es la enseñanza del Buda de acuerdo con su mente, la Budeidad, sin tener en cuenta las capacidades y necesidades del oyente, y se refiere al abandono de los medios hábiles.

Los Cinco Periodos y las Ocho Enseñanzas desembocan - se encuentran - en el Sutra del Loto y en el Sutra del Nirvana. Es por eso que el Sutra dice que posee los ocho gustos.

"Estos son los ocho gustos. Posee estos ocho gustos. Por eso decimos Mahaparinirvana. Ahora, todos los Bodhisattva-Mahasattvas permanecen pacíficamente en esto y manifiestan el Nirvana en todos los lugares. Es por eso que decimos Mahaparinirvna. ¡Oh Kasyapa! Todos los hombres y mujeres buenos que desean ingresar al Nirvana por este Mahaparinirvana deben estudiar bien el hecho de que el Tathagata es eterno y que el Dharma y la Sangha son eternos".

Cuando comprendemos el verdadero Dharma del Buda y lo ponemos en práctica, manifestamos el Nirvana donde quiera que nos encontremos; es decir, manifestamos nuestra Budeidad Innata en este cuerpo. Esto es lo mismo al Renacimiento en la Tierra Pura en esta vida. ¿Por qué a veces parece que somos solo seres ignorantes (bonbu) y no seres iluminados? ¿Por qué me siento tan mal y el mundo parece estar tan lleno de sufrimiento? Esto es porque, aunque poseemos la Naturaleza Búdica y vivimos en una Tierra Pura, nuestro mal karma, deseos y pasiones no nos permiten experimentarlo. Las Enseñanzas Perfectas y Completas nos enseñan que la Budeidad, ese estado de vida lleno de Felicidad en cualquier circunstancia, la Pureza, donde podemos ver las cosas libres de preconcepciones erróneas, de deseos e ilusiones, la Eternidad, donde podemos reconocer la Unidad Fundamental de la Existencia que existe detrás de todo en esta vida convencional en el mundo de la dualidad, y podemos actuar en el mundo de forma sabia y compasiva, de acuerdo con nuestro Verdadero Ser, es algo que poseemos todos dentro de nosotros - es innato - y que podemos accesarlo aquí y ahora, por medio de la práctica budista: poniendo el Dharma en acción en nuestra vida diaria. Esto es algo que continuaremos estudiando y profundizando en los futuros capítulos, pues el Sutra del Loto y el Sutra del Nirvana redefinen, recontextualizan y revelan el verdadero significado de todas las enseñanzas y prácticas budistas. Es por ello que no podemos estudiar correctamente el Dharma sin haber estudiado a profundidad estos dos Sutras. 

"Entonces Kasyapa le dijo al Buda: "¡Todo es maravilloso, Oh, Honrado por el Mundo! No podemos concebir las profundidades de la virtud del Tathagata. Lo mismo ocurre con las virtudes del Dharma y la Sangha. Este Mahaparinirvana también es inconcebible. Uno que estudia este Sutra ganará el ojo correcto del Dharma y se convertirá en un buen médico. Cualquiera que no haya estudiado este Sutra, deberíamos saber, es (como) una persona ciega, que no posee el ojo de la Sabiduría y está opacada por la ignorancia".

¿Cómo muchos de nosotros - muchos budistas - no habíamos escuchado de estas enseñanzas hasta ahora? Lamentablemente, el Dharma es tan extenso y profundo como el océano. El mismo Sutra atesta esto. No podemos mover un océano de un lado a otro. El Dharma del Buda ha estado llegando poco a poco a Occidente, y aun más recientemente al mundo hispano. Por tanto, el Dharma aun no ha sido transmitido en su totalidad, y aun quedan muchas enseñanzas importantes por transmitir. Entre estas, se encuentran las Enseñanzas Perfectas y Completas del Sutra del Loto y del Nirvana. Es por eso que muchos budistas son como ciegos en medio de la oscuridad. Sin embargo, la escuela Tendai, que recién ha llegado a Occidente y al mundo hispano, ya incorpora de forma implícita y explícita las Enseñanzas Perfectas y Completas, que no se encuentran de forma completa en ninguna otra escuela budista. Los monjes budistas Tendai, entonces, son, como dice el Sutra, como buenos médicos, y es nuestro rol el formar puentes y unificar las mentes y corazones de todos los líderes y creyentes budistas en el mundo y formar la Mahasangha, la Sangha Eterna del Buda en el mundo. 

Con todo esto, el Sutra del Nirvana revela el verdadero carácter de la religión budista. Es prácticamente un tomo de Teología Budista. En el mismo, vemos que su enseñanza principal es el Buda Eterno, su Dharma Eterno, y la continuidad de la Sangha Eterna. Estos son los Tres Tesoros Eternos. Hemos visto los Tres Tesoros anteriormente, pero con este capítulo, los mismos asumen una dimensión diferente.

El Buda Eterno es el foco de devoción de la religión budista. El mismo es la personificación de la Realidad Ultima, el Verdadero Aspecto de la Realidad, que en su aspecto impersonal es el Dharmakaya, el Cuerpo del Dharma - la Energía de Vida del Cosmos. El Universo, al percibir el sufrimiento y los tormentos que los seres sintientes crean debido a su Ignorancia en el mundo dual del Samsara, entra personalmente en los mundos y asume diferentes formas - Budas - para salvar a los seres sintientes y revelar las Leyes Universales, el Dharma Eterno, el cual es el mapa que nos permite navegar por el océano interminable de nacimientos y muertes y pasar de este Mundo Saha, Esta Orilla de la dualidad, a la Otra Orilla del Nirvana de la Unidad, y vivir vidas más plenas y felices. Pero para que su Dharma permanezca en el mundo para la posteridad, es necesario de la Sangha Eterna: los sacerdotes que se aseguran de mantener el Dharma orotodoxo del Buda y su continua transmisión en el mundo, y la comunidad de creyentes que ponen las enseñanzas en práctica y revelan la Verdadera Naturaleza del mundo, la Tierra Pura, en esta vida. Así, la Sangha Eterna es el cuerpo del Buda - su Nirmanakaya - en el mundo, y todos y cada uno de nosotros somos los ojos (para poder ver el sufrimiento en el mundo y trascenderlo, para revelar la Unidad Fundamental y vivir de acuerdo con ella), los oídos (para poder escuchar y socorrer a todasl as almas de los seres sintientes y actuar acordemente a sus naturalezas, necesidades y capacidades), la boca (para poder revelar el Dharma Eterno y mostrar el camino de la Verdad) y las manos del Buda en el mundo (para que podamos rescatar a todos los seres sintientes y convertir este mundo en una Tierra Pura).